Detalle

La Unidad de Cuidado Crítico LatAm de Octapharma organiza un speaker tour en Paraguay con el Dr. Manuel Quintana

06.03.2019

El Doctor Manuel Quintana, del Hospital La Paz en Madrid, participó como speaker en varias actividades de educación médica continuada en Asunción (Paraguay) del 8 al 10 de octubre 2018

a crear conciencia sobre el concentrado de complejo de protrombina, fibrinógeno y S / D plasma fresco congelado como terapias centrales en el campo del manejo de la sangre del paciente.

El Dr. Quintana recomendó concentrados de complejo de protrombina (PCC) en lugar de otros tratamientos como el plasma terapéutico para la reversión urgente de los antagonistas de la vitamina K. Además de esta indicación primaria, la PCC se puede usar en el contexto de hemorragias masivas después de una cirugía cardíaca, vascular y de otro tipo. "En el trauma y en el sangrado perioperatorio", dijo el Doctor Quintana, "los pacientes presentan una variedad de coagulopatías. Los PCC aumentan el potencial de generación de trombina al garantizar niveles adecuados de los factores de coagulación clave, cuya conversión a trombina se ve facilitada por el factor X activado y el factor V activado. Por lo tanto, el tratamiento con PCC es eficaz para facilitar la hemostasia en traumas y en hemorragia perioperatoria.

Durante su discurso en el Congreso Nacional sobre Cuidados Intensivos, el Dr. Quintana también dio una vista previa de los beneficios de Fybriga® y Octaplas®, que estarán disponibles muy pronto en el País.
Por un lado, el plasma SD proporcionará a los hospitales nacionales una ventaja significativa en comparación con el plasma fresco congelado producido localmente por los bancos de sangre, gracias a su mayor seguridad viral,  y a la probabilidad significativamente menor de provocar reacciones alérgicas. Por otro lado, “el fibrinógeno es generalmente el primer factor de coagulación que disminuye por debajo de los niveles críticos durante el sangrado. Puede considerarse como el cemento dentro de la cascada de coagulación”. El Dr. Quintana en su discurso recomienda,  después del uso de medicamentos antifibrinolíticos,  la suplementación con fibrinógeno como tratamiento hemostático de primera línea. “A lo largo del tratamiento del sangrado la terapia debe adaptarse al estado de coagulación del paciente” dijo el líder de opinión madrileño. Finalmente, la evaluación en el punto de atención, por ejemplo, mediante el uso de ROTEM® (el tromboelastómetro rotacional) es altamente recomendable para proporcionar un manejo correcto de la sangre del paciente.